Todos recordamos el mensaje optimista que lanzó Quique Sánchez Flores en el último partido de Liga de su primera temporada en el club, el míster aseguraba por aquel entonces que el Espanyol de la próxima temporada olía muy bien, y eso coincide con lo dicho por Jordi Lardín en su entrevista que hoy publica el diario ARA donde asegura que estaban cerrados los fichajes de Mariano, Raúl Albiol, Borja Valero y Banega.

El ex director deportivo confiesa que se cambiaron los planes de un día para otro, y que lógicamente hubo que cambiar de objetivos de manera drástica y asegura que lo único que faltó para que llegarán al Espanyol fue, “dinero. Los jugadores, todos querían venir aquí. Estaba todo hablado y cerrado. Pero a la hora de la verdad no teníamos capacidad económica para llevarlos, así que optamos por intentar llevar otros jugadores que no tuvieran estos valores, pero que pudieran dar un resultado óptimo durante la temporada“, señala el ex director deportivo Jordi Lardín.

El de Esparraguera lo tiene muy claro, “cada uno debe asumir su responsabilidad. Mi era gestionar el presupuesto. Cuando me dijeron que tenía 20 millones intenté gestionarlos para traer los mejores jugadores posibles, y cuando me dijeron que tendríamos dos intenté llevar los jugadores que pensé que eran más idóneos con esta cantidad“, señala Jordi Lardín.

Dejar un comentario