El área deportiva trabaja a marchas forzadas para confeccionar la plantilla de la próxima temporada, tanto en el capítulo de llegadas, como en el de salidas. Ahora mismo los esfuerzos están centrados en cerrar las rescisiones de contrato tanto de Javi López como de Víctor Sánchez. Ambas se encuentran bien encaminadas y se espera que acaben cristalizando la próxima semana.

Si nos centramos en el capítulo de salidas nos encontramos con la salida de Raúl de Tomás, un jugador que tiene una ficha inasumible para la Segunda División. La ficha del delantero madrileño supera los 5 millones de euros brutos, una cantidad que el Espanyol no puede asumir en la división de plata. Se esperan ofertas por el atacante, por el momento sólo algunos clubes han preguntado por su situación.

La dirección deportiva deberá encontrar una solución para Raúl de Tomás, cabe recordar que en rueda de prensa José María Durán aseguró que se descartaba una salida en forma de cesión. Se espera que algún club realice alguna oferta por el delantero qu een el pasado mercado de invierno costó poco más de 20 millones de euros a las arcas del club. Su cláusula de rescisión es de 60 millones de euros.

Dejar un comentario