En España se sigue debatiendo sobre la vuelta o no del fútbol, si bien es cierto que todos los escenarios nos llevan a pensar que la pelota volverá a rodar, de lo contrario las perdidas económicas de los clubes serían bestiales. Lo que está definido y no hay lugar a la duda es que se hará a puerta cerrada en todos los casos.

En este sentido el camino lo marca la Bundesliga, que volverá a la competición entre el 16 y 23 de mayo, como muy tarde y con un protocolo ya establecido, aunque todavía no se ha hecho publico. Según adelanta el rotativo alemán, Der Spiegel, en caso de producirse un positivo por COVID-19 se aislará al jugador y se seguirá con la competición. La Bundesliga entiende que debemos aprender, todos, a convivir con un virus que no se irá de inmediato y con el que estaremos unos meses.

La Bundesliga dispondrá de 20.000 tests de coronavirus y han recibido en Alemania las mismas críticas que en España por privilegiar, según algunos, a los futbolistas. “Tenemos que cuidar nuestra industria, que emplea a 60.000 personas en toda Alemania“, afirman desde la Bundesliga.

En Alemania tienen incluso detallado el número de personas que podrán acceder a los estadios en los días de partido, no más de 300 en ninguno de los casos y divididas en tres: campo de juego, palco y anillo del recinto. En el campo, apenas podrán estar 98 durante el juego.

Dejar un comentario