El Espanyol ha echado a andar este lunes, con PCR para toda la plantilla, además de las pertinentes pruebas médicas al equipo De Vicente Moreno, que arranca el curso con un único objetivo en mente: la vuelta a la Primera División.

Mientras tanto en los despachos del RCDE Stadium continúan trabajando para confeccionar una plantilla competitiva para alcanzar el objetivo. Hay dos nombres cuyas negociaciones se encuentran muy avanzadas, se tratan de Keidi Baré, cuyo fichaje se podría cerrar por 2,2 millones de euros y el de Fran Mérida que llegaría libre después de acabar contrato con Osasuna.

Precisamente de este último se asegura en Pamplona que está misma semana será jugador del Espanyol. En los últimos días el Leganés, que entrenará Pep Lluís Martí se había interesado por sus servicios, pero el Espanyol lo tendría cerrado desde hace semanas. Tanto Keidi Baré como Fran Mérida, salvo sorpresa mayúscula serán pericos en los próximos días.

Dejar un comentario