Estamos ante una pretemporada atípica, con todavía por definir como será la Segunda División. donde ni tan siquiera ha acabado el pasado curso, pendientes de la fase de ascenso todavía. En este panorama ha pasado la primera semana de pretemporada del Espanyol, donde apenas ha podido completar dos entrenamientos con todo el grupo, debido al positivo que dio un jugador de la primera plantilla en las primeras pruebas PCR.

Las segundas pruebas realizadas han dado negativo por lo que el Espanyol desde el pasado viernes por la tarde ya puede realizar entrenamientos en grupo, lo que sin duda es un gran alivio para Vicente Moreno. Por delante tiene el valenciano cuatro semanas para inculcar al equipo sus ideas de juego. Este sábado el equipo ha completado el último entrenamiento de la semana.

La plantilla tiene descanso este próximo domingo y volverá al trabajo del lunes, donde a primera hora volverán a pasar nuevas pruebas PCR.

Dejar un comentario