Hace unos días os contábamos que Adrián Embarba había rechazado una importante oferta de Rusia, económicamente mejoraba en mucho lo que cobraba en el club perico, pero el jugador desestimó la opción de salir del club perico.

Lo mismo sucede con las pretensiones del Celta de Vigo para hacerse con el extremo blanquiazul. El jugador espanyolista que llegó en el pasado mes de enero al club, quiere triunfar de blanquiazul y se siente muy responsabilizado con el rol que se ha ganado en poco tiempo en la entidad espanyolista. Es uno de los jugadores más importantes de la plantilla de Vicente Moreno.

El propio míster valenciano aseguró hace unos días que se trataba de un jugador muy importante para el equipo, y no sólo por su aportación en el terreno de juego, que es mucha, si no por la importancia y peso que ha ganado en el vestuario perico. El jugador no se moverá del Espanyol, que además no tiene intención alguna de desprenderse del extremo madrileño.

Hace unos días trascendió que su cláusula de rescisión es de 40 millones de euros, cabe recordar que el Espanyol pagó en el mercado de invierno pasado 10 millones de euros para hacerse con los servicios de uno de los jugadores más importantes de la categoría.

Dejar un comentario